Disfrutando de la naturaleza: Laguna del Copín

La Laguna del Copín es un lugar privilegiado para practicar trail running, rodeado de montañas, con una vista hacia el valle del Aconcagua hermosa y con unos paisajes parecidos a pampas norteñas: riachuelos y esteros de agua de deshielo que hacen mucho más agradable el recorrido.

Disfrutando de la naturaleza: Laguna del Copín

Ubicada en la comuna de San Esteban, en la región de Valparaíso, se encuentra la Laguna del Copín, excelente lugar para la práctica del trail running, el mountain bike, el trekking y el randomé.

Para acceder a ella, se recomienda acceder en auto. Se debe tomar la ruta Los Libertadores, al llegar a Los Andes se sigue hasta la comuna de San Esteban, al pasar la plaza de dicha comuna, continuar hasta llegar a una bifurcación donde se encuentra una gruta, desde donde se debe seguir a “Campos de Ahumada Alto”.

Como decíamos anteriormente, la Laguna del Copín es un lugar privilegiado para practicar trail running, rodeado de montañas, con una vista hacia el valle del Aconcagua hermosa y con unos paisajes parecidos a pampas norteñas: riachuelos y esteros de agua de deshielo que hacen mucho más agradable el recorrido.

Se adentra por un cajón que está entre la comuna de Santa María y San Esteban. Posee dos esteros: La Laja y El Zaino. Además, es común encontrar animales que los mismos arrieros van a dejar y buscar. En la zona se puede encontrar aves silvestres protegidas: taguas, patos silvestres, aves rapaces como cóndores, águilas y caranchos.

Al cabo de dos horas de haber iniciado la marcha se llegara a la cuesta del Chacay la cual tarda casi una hora en ser subida por el zig-zag, uno pasa por el lado derecho de un gran desprendimiento que tiene la montaña, al hacer la cumbre del Chacay siempre hacia el lado derecho se llega al manantial del Chacay, el cual brota por debajo de una gran piedra a borbotones y a los pocos minutos se está en la piedra refugio del Chacay, a esa altura 1.500 m se ve el valle del Aconcagua completo.

Este es el último lugar donde los visitantes se pueden aprovisionar de agua, en las próximas 3 o 4 hrs no habrá. Una vez llegado a la piedra refugio se sigue la huella que está por el costado derecho del refugio y se inicia el ascenso de una loma que nace del mismo cordón, al llegar a la cumbre de la loma se dobla a la derecha siguiendo la huella, hasta llegar a una piedra que está pintada de verde y tiene una flecha que indica hacia la laguna (en dirección nor/este), se sigue esa huella y se comienza el ascenso más duro de toda la ruta (si se siguiese recto se llegaría a las vegas del vergel y la quebrada de La Leona que da a la laguna subiendo por esa quebrada), cuando uno ha subido las ¾ partes del cerro y a punto de llegar a la cumbre de este, el camino se abre en dos y por primera vez en todo el trayecto se debe doblar a la media izquierda siguiendo la huella, al llegar a la media cumbre el sendero doblará a la derecha nuevamente y uno solo debe seguirlo este dará la vuelta en “U” al cerro y se llega a la laguna por el lado Norte.

Lo primero que se verá serán los Corrales Grandes (60x100m. aprox.) todos rodeados de unas pircas antiquísimas, uno debe seguir dando la vuelta y a los 20 minutos llegarás a la gruta de la Virgen 2.450 m, lugar ideal para acampar, a diez minutos de la Virgen está la Laguna.

La llegada a la laguna termina a 2.475 metros sobre el nivel del mar. Es aconsejable realizar esta excursión entre septiembre y mayo, ya que en invierno hay que ir con equipo de alta montaña y protección para el intenso frío.

Asimismo, el descenso de la laguna debe comenzar a más tardar a las 9 AM,  para estar de vuelta al poblado del Zaino antes de las 16:30