Iniciativa busca preservar cabinas del ex teleférico

A fines de enero el Ministerio de Vivienda y la Intendencia Metropolitana lanzaron el concurso “Quiero un huevito del Teleférico”, iniciativa que permite a organizaciones sociales, ONGs, juntas de vecinos, municipios y cualquier entidad sin fines de lucro ayudar a la preservación y restauración de las icónicas cabinas redondas.

Iniciativa busca preservar cabinas del ex teleférico

Inaugurado oficialmente el 1 de abril de 1980, el teleférico de Santiago contaba en aquel entonces con 72 carros de forma ovoide, que recorrían en 20 minutos el tramo de 4,8 kilómetros a 14,4 km/h. El sistema cuenta con tres estaciones: Oasis, Tupahue y Cumbre. En esta última conecta con el Funicular de Santiago. En la Estación Tupahue se encuentra la piscina Tupahue, el Jardín Botánico Mapulemu ("bosque de la tierra") y el Restaurante Camino Real.

En 2011 se presentó un proyecto para licitar el teleférico, dotarlo de nuevas cabinas y restaurar la infraestructura. Se esperaba que en 2012 el servicio reabriera al público, sin embargo el Ministerio de Vivienda y Urbanismo recibió sólo una oferta la cual rechazó, por lo que declaró desierta la licitación y anunció un nuevo concurso público, el cual se inició en noviembre de 2013.

Más tarde, en diciembre de 2014, se anunció que el teleférico será reabierto en el segundo semestre de 2016 luego de una serie de trabajos de mantención y remodelación que se realizarán desde marzo de 2015 y que costarán 9,5 millones de dólares.

Estos trabajos contemplan la instalación de la nueva red de 46 cabinas, de las cuales 8 estarán habilitados para el transporte de bicicletas, coches o sillas de ruedas. Los carros de transporte tendrán capacidad para seis personas cada uno.

A fines de enero el Ministerio de Vivienda y la Intendencia Metropolitana lanzaron el concurso “Quiero un huevito del Teleférico”, iniciativa que permite a organizaciones sociales, ONGs, juntas de vecinos, municipios y cualquier entidad sin fines de lucro ayudar a la preservación y restauración de las icónicas cabinas redondas.

Según señala el diario La Tercera, 56 cabinas serán destinadas para que organizaciones de la sociedad civil puedan postular a reutilizarlos en espacios públicos, donde sean accesibles para todos quienes quieran apreciarlos.

El jurado está integrado por Rodrigo Guendelman, Periodista y fundador de Santiago Adicto; Roberto Moris, Arquitecto y director del Observatorio de Ciudades de la Universidad Católica; y Sofía Covarrubias, Presidenta del Consejo de la Sociedad Civil del Parque Metropolitano de Santiago.

Los antecedentes pueden ser entregados a la Oficina de Partes de Serviu RM o vía correo electrónico a serviumetro@minvu.cl entre el 20 de enero y el 31 de marzo. Las bases están en el sitio web de la cartera.