Juan Lorenzo Colipí: un oficial araucano del Ejército de Chile

Un héroe poco destacado de nuestra historia, es la de Lorenzo Colipí, un oficial araucano que combatió bajo las ordenes del general Bulnes en la campaña del Perú. Estando al mando de 10 soldados fue enviado a explorar los alrededores de Chiquián para informar sobre el avance de las fuerzas enemigas. El 27 de diciembre de 1838 Colipí divisó tropas enemigas que se dirigían hacia el campamento chileno, por lo que sin dudarlo, y con solo 10 hombres a su mando, les impide el paso en el puente de Llac lla, hazaña que se conoce "Los 11 del puente de Llaclla", quienes se enfrentaron a unos 50 hombres. Colopí muere dos años más tarde en Santiago, con el grado de capitán.

 

Juan Lorenzo Colipí: un oficial araucano del Ejército de Chile

Según relata Mauricio Huiriqueo Vargas, "Juan Lorenzo Colipí nació a fines del año 1818, junto con los primeros albores de la libertad de la Patria, en la tierra indómita de la Frontera. Hijo del Cacique Ulmen Colipí. Durante su niñez y adolescencia permaneció en su tierra de Arauco y gran parte de su tiempo disponible lo pasaba en los cuarteles militares entre los soldados, empapándose en las costumbres castrenses.No extrañó, en consecuencia, la decisión que tomara el 13 de enero de 1835, al quedar contratado como soldado en el Batallón, VALDIVIA, en la 4ª Compañía.

El soldado Colipí ascendió a Sargento 2º y pasó a la 3ª Compañía del Batallón VALDIVIA, el 1 de noviembre de 1836. Después de servir por 10 meses aproximadamente en dicho Batallón, fue trasladado con el grado de Sargento 1º al Batallón CARAMPANGUE, el 27 de septiembre de 1837. Fue en esa Unidad donde posteriormente fue ascendido a Subteniente, el 11 de junio de 1838 y a Teniente, en enero de 1839, como justa recompensa de sus actuaciones heroicas.Posteriormente, el 28 de marzo del mismo año, obtuvo el grado de Capitán en dicho Batallón.El Capitán Colipí falleció de muerte natural en Santiago, el 19 de noviembre de 1839. Participó en la guerra contra la Confederación Perú-Boliviana, como integrante de las unidades ya señaladas.Sus actuaciones más destacadas fueron el Combate de Puente de Llaclla y el Combate de Puente de Buin.

En el Combate de Puente de Buin, el 6. l. 1839, Santa Cruz, buscando una decisión, ordenó que el General Guarda amagara el flanco izquierdo con 4 Compañías de CAZADORES de la División Morán; el Coronel Guilarte con 3 Compañías por el ala derecha, y por el centro el Coronel Morán con la masa de las fuerzas, como reserva de Santa Cruz.Bulnes, obligado a aceptar el combate y al mismo tiempo facilitar la retirada, desplegó en el puente a los Batallones Valdivia, Portales y Carampague, dando al mismo tiempo a los Batallones Valparaíso y Colchagua orden para que contramarchasen hasta el campo del combate. La lucha comenzó a las 3 de la tarde y terminó con la retirada de las fuerzas restauradoras después de cortar el puente.

El oficial Colipí fue un digno exponente de la raza araucana con todas sus virtudes de valor y espíritu guerrero. Cuenta la historia que cuando el General Bulnes, vencedor de la guerra, regresó a la Patria, quiso felicitar públicamente al Ulmen Colipí, por la brillante actuación de su hijo y lo mandó llamar a Concepción. El Ulmen oyó atentamente las alabanzas que hacían de su hijo y su rostro tostado no indicaba la más mínima satisfacción por los elogios que le prodigaban; el General Bulnes no pudo menos que preguntarle sino se sentía orgulloso de las hazañas de su heredero.Brillaron entonces los ojos del cacique y con esos rasgos de altiva elocuencia, replicó: "¿De qué te extrañas, no sabías acaso que era hijo mío?"Colipí es más bien conocido por la jornada de Puente de Buin que por la de Llaclla; sin embargo, justo es reconocer que tanto desde el punto de vista moral como táctico era más importante para el desarrollo de las operaciones la jornada del 17 de diciembre de 1838, en la cual este bravo soldado con sólo 11 hombres combatió con fuerzas muy superiores, retirándose posteriormente, cargando sobre sus hombros a un soldado herido. La defensa del puente de Llaclla permitió salvar una División en los momentos críticos de la guerra".

Fuente:

http://historiasheroeschilenos.blogspot.cl/