La Ruta del Trauco

La Ruta de Trauco en la Isla de Chiloé, está compuesta por las localidades de Ancud, Comunidad Huilliche de Caulín, Pingüineras de Puñihuil, Chepu, Castro, Dalcahue.

La Ruta del Trauco

La Ruta de Trauco en la Isla de Chiloé, está compuesta por las localidades de Ancud, Comunidad Huilliche de Caulín, Pingüineras de Puñihuil, Chepu, Castro, Dalcahue.

La primera parada es Ancud, ciudad caracterizada por sus fuertes, herencia de la conquista hispana que servía de defensa contra los piratas holandeses e ingleses que atacaban la zona constantemente durante la época colonial.

El recorrido continúa hasta la comunidad huilliche “Wuapi Chilwe Ancud Mapu” de Caulín, una agrupación de personas que intenta preservar y mostrar las costumbres nativas del pueblo huilliche.

Acto obligado es desplazarse a la pingüinera de Puñihuil, única en el mundo dado que allí se mezcla el proceso de procreación del pingüino Magallánico y del pingüino de Humboldt. Vía lancha se pueden visitar los islotes donde estas especies anidan cada año, además de poder apreciar diversas aves típicas del lugar.

La siguiente parada será Chepu, localidad que se emplaza a orillas del río del mismo nombre y próxima al Océano Pacífico. En este lugar se puede realizar trekking por un bosque nativo que, increíblemente, se iniciará por una especia de tren (llamado “maderocarril”) que conduce a la profundidad de la naturaleza. Además, la zona es ideal para la fotografía, ya que se pueden apreciar postales de océano, río, flora y del Parque Nacional Chiloé. Otra alternativa es realizar cabalgatas por los alrededores.

Castro, por su parte, destaca su iglesia construida en 1567, ya que representa el clásico estilo arquitectónico chilote, y por sus palafitos que reflejan toda la cultura de su pueblo estrechamente ligada al mar.

La ruta culmina en Dalcahue, un pequeño poblado ubicado frente a la Isla de Achao, que aún alberga lo más puro de la cultura chilota, evidenciado en su hermosa y ampliamente popular Iglesia de Nuestra Señora de los Dolores de Dalcahue (Monumento Nacional) y su pintoresco mercado.