Los Charros de Lumaco: la cumbia ranchera en Chile

Este grupo musical es un claro exponente de la ranchera rural en nuestro país, donde el sonido mexicano está presente desde ya hace muchos años. La guitarra y el acordeón y sus letras que hablan del desamor, han conquistado el campo chileno, siendo ya parte de nuestro folclore. La historia de los Charros de Lumaco comienza en Argentina.

Los Charros de Lumaco: la cumbia ranchera en Chile

El fundador de los Charros de Lumaco es Marcio Toloza. Mientras se encontraba trabajando como temporero en Río Negro, Argentina, y con 42 años, aprende a tocar guitarra gracias a otro chileno: Hugo Mariángel, conocimiento que profundizó luego en Neuquén y donde además comienza a cantar. Luego de trabajar por más de veinte años en Argentina, Regresa a Lumaco el año 2004 convertido en músico y junto al tecladista Luis Fuentes y comienzan a darse a conocer en torneos rurales de futbolito de la zona. Su primera presentación se realizo en la localidad de Capitán Pastene.

Tiempo después, bajo el nombre de “Los Charros Alegres”, grabarían de manera artesanal en una radio dos discos titulados "Entre Golpes y Besos" y "Las Cosas de mi Querer" ", producciones que tuvieron un éxito inmediato.

Después de un tiempo "Los Charros Alegres" se dividen y Toloza forma su banda a la que nombra "Los Charros de Lumaco", inspirado en el grupo trasandino "Los Charros " de Daniel Cardozo. Desde entonces han sido éxito de ventas en nuestro país. La explicación está en el furor que causa la música de origen mexicano entre los chilenos, un sonido arraigado especialmente en el campo y que llegó de la mano del cine mexicano y estrellas como Jorge Negrete y María Félix. Películas que ganaron terreno al western estadounidense, por sus historias, el idioma y su música de alegres tonadas. 

Un ejemplo de este fervor por la música charra, es el caso de Guadalupe del Carmen, una joven venida del pueblo de Chanco en la VII Región, quien en 1954 logró vender más de 175 mil ejemplares de la canción Ofrenda, convirtiéndose gracias a este éxito, en la primera artista nacional en obtener un disco de oro. Desde ese momento Chanco pasó a ser la capital chilena de la música ranchera, realizando hasta hoy día cada febrero el Festival del Cantar Mexicano, que reúne a charros venidos de todas partes de Chile. 

Fuente:
http://www.latercera.com/noticia/tendencias/2014/07/659-585393-9-como-dejar-de-amarte-ranchera-como.shtml