Parque Renato Poblete, un obra Legado Bicentenario

Este parque, bautizado como Renato Poblete en homenaje el destacado jesuita, es una de las obras del programa Legado Bicentenario, impulsado por el ex Presidente Sebastián Piñera. Una de sus principales características es que su construcción considera la intervención del río Mapocho para desviar el cauce y así formar un sector de aguas calmas, que permitirá el tránsito de embarcaciones menores sin motor.

Parque Renato Poblete, un obra Legado Bicentenario

Con 20 hectáreas, se ubica entre los puentes Bulnes y La Máquina, a continuación del Parque de Los Reyes, beneficiando directamente a más de 750 mil personas de cinco comunas de la capital. Una de sus principales características es que su construcción considera la intervención del río Mapocho para desviar el cauce y así formar un sector de aguas calmas, que permitirá el tránsito de embarcaciones menores sin motor.

Este parque, inaugurado a principios del año 2014, y que nace en reemplazo del publicitado “Mapocho Navegable”, comenzó a construirse en agosto de 2012 y fue uno de los proyectos clave del Programa Legado Bicentenario, beneficiando directamente a más de 750 mil personas de cinco comunas de la capital: Quinta Normal, Santiago, Renca, Independencia y Cerro Navia. Será uno de los parques más extensos de la zona poniente de Santiago, un sector que hace dos años era un sitio eriazo que sólo servía como microbasural y por el que ningún vecino se atrevía a pasar por lo inseguro. 

Por un costo total de $ 19.500 millones, su infreastructura incluye un jardín botánico, paseos peatonales, multicanchas, juegos infantiles, ciclovías a la orilla del río, y anfiteatro al aire libre (explanada para conciertos). Además se desviaran las aguas del Mapocho (que entrarán y saldrán del parque) para crear un sector de aguas tranquilas que permitirá el tránsito de embarcaciones menores. 

Con esta obra, junto a otras como el Mapocho42K, el gobierno del Presidente Piñera pretendió dar al río Mapocho el protagonismo que merece, transformándolo en un lugar de encuentro entre la ciudad y el río, un eje continuo de integración que recorra todo Santiago.

De esta forma se:

• Contribuye a la ciudad con espacios públicos que aporten a disminuir las carencias sociales de los habitantes (sectores más vulnerables).

• Mejora la calidad de vida de los habitantes de cinco comunas, proporcionando a sus habitantes áreas verdes, lugares de ocio y recreación, y espacios para la práctica de deportes. Todo esto siguiendo los estándares de diseño acordes a las exigencias de un parque de primer nivel, similar a los construidos en el sector oriente del río Mapocho. 

• Soluciona el déficit de áreas verdes de las comunas como Quinta Normal que actualmente tiene un alto déficit de superficie de áreas verdes por habitante, con 1,3 m²/habitante. Esta cifra contrasta fuertemente con los 18,3 m²/habitante de Vitacura o los 13,8 m²/habitante de Providencia, y los 11,7 m²/habitante de Santiago. 
• Aumenta la seguridad y tranquilidad ciudadana en el sector estableciendo controles de acceso, y estándares de diseño, seguridad, e Iluminación acordes a los requerimientos propios del lugar y su entorno. 

• Revitaliza el borde del río Mapocho, que actualmente es un sector abandonado y que sólo sirve para acumular basuras y escombros. 

• Mejora la accesibilidad, aprovechando el potencial de conectividad urbana del sector, para relacionar la ciudad con el parque a través de vías conectoras. De esta forma, la ejecución de la Costanera Sur abrirá a la ciudad un lugar que hasta el día de hoy es escasamente visualizado. 

• Da continuidad al Parque de los Reyes y conectando el sector con Costanera Norte. Hoy existe una mínima relación entre éste y el río Mapocho, lo cual no ha permitido que la comunidad se relacione con el lecho del río, produciéndose por lo tanto, cierto grado de abandono del cauce que implica baja mantención e incluso riesgos para la seguridad de quienes transitan por el sector (baja visibilidad).

• Mejora la imagen de la ciudad en su acceso por la Costanera Norte, usando el parque como frente urbano. 

• Crea un nuevo pulmón verde para Santiago. Un espacio público con especies arbóreas y áreas verdes abierto a la ciudad, que contribuya a mejorar el medio ambiente de la ciudad de Santiago.

Tras varios meses de atraso, por postergación en los permisos y la agenda de las autoridades, en enero de este año el Parque pudo entrar en funcionamiento.