Río Clarillo y Río Olivares, dos parques nacionales para Santiago

Respecto a la actual reserva del Río Clarillo es un lugar ideal para el picnic, el trekking y la observación de la flora y fauna. Su columna vertebral es el río del mismo nombre y cuyas aguas cristalinas abasten de agua a dos comunas. 

Río Clarillo y Río Olivares, dos parques nacionales para Santiago

La Región Metropolitana, donde vive el 45% de la población, es la única del país que no cuenta con un parque nacional en su territorio. Pero esta situación cambiará a partir del año 2016, gracias a un plan de la Intendencia Metropolitana para cambiar la categoría de reservas de los Ríos Clarillo y Olivares.

Pocos saben que las riquezas naturales de Chile se encuentran protegidas dentro del Sistema Nacional de Áreas Silvestres Protegidas del Estado, SNASPE, y es administrado por la Corporación Nacional Forestal, CONAF. Este Sistema tiene en la actualidad 100 unidades, categorizadas según su nivel de protección y manejo, en 36 Parques Nacionales, 49 Reservas Nacionales y 15 Monumentos Naturales. De estas categorías la que exige un mayor nivel de conservación, es la de Parque Nacional. 

Son menos aun los que saben que no muy lejos del centro de nuestra capital existen dos importantes Reservas Nacionales. Una es la reserva del Río Clarillo ubicada en la comuna de Pirque, y la segunda es la de Río Olivares. Ambas serán declaradas Parques Nacionales en 2016.

Respecto a la actual reserva del Río Clarillo es un lugar ideal para el picnic, el trekking y la observación de la flora y fauna. Su columna vertebral es el río del mismo nombre y cuyas aguas cristalinas abasten de agua a dos comunas. Con una superficie de 13.185 hectáreas, se ubica en la precordillera de la comuna de Pirque, tiene hermosos parajes y quebradas donde abunda la vegetación compuesta por árboles y arbustos esclerófilos (de hoja duras), destacando los lunes, quillayes, litres, peumos, espinos, maquis, lingues, canelos, arrayanes, guayacanes y cactus.

Y eso no es todo, pues esta Reserva se destaca por la protección de las especies de fauna aves como el comesebo, zorzales, tencas, y el ralladito. Todas estas observables en cerros, quebradas y riberas del río. Además, con un poco de suerte, puede avisar cóndores y águilas, aves propias de la zona cordillerana. Es importante destacar la presencia de la torcaza que está en peligro de extinción, que habita en bosques de lingues. En cuanto a los mamíferos, podemos encontrar a mamíferos como el zorro chilla y el quique; roedores como el cururo y reptiles como la iguana chilena de gran tamaño y variado colorido.

Por otro lado, al nororiente de la localidad de El Alfalfal, en San José de Maipo, y en pleno centro de la Cordillera de los Andes, se encuentra Río Olivares – Gran Salto, una antigua ruta utilizada para la caza y para la actividad minera y ganadera, recuperada y abierta al público a través del programa Rutas Patrimoniales del Ministerio de Bienes Nacionales y del programa Sendero de Chile de la CONAMA. Esta reserva de 69.516 hectáreas, es un área ambiental única en el país, conformada por 90 glaciares y diversos humedales de montaña, refugio y zona de reproducción de flora y fauna nativa, conocido por arrieros, algunos deportistas que se aventuran por sus rincones y, tal vez, por los pasajeros de los aviones que surcan esta zona desde las alturas. Con el objeto de potenciar esta área como un sitio de expedición turística y ecológica, se convertirá, a partir de 2016, en el Parque Nacional Glaciares Olivares.