Séptima versión de la Expolana culmina con éxito

En más de 4 mil metros cuadrados, la feria reunió a más de 120 expositores, entre tiendas especializadas, distribuidores de lanas y tejedoras artesanales, quienes pusieron ante los miles de asistentes productos de moda y decoración confeccionados a mano, accesorios, diversos hilados, además de herramientas para tejer.

Séptima versión de la Expolana culmina con éxito

Entre el 2 y el 5 de julio se realizó en el mall Alto Las Condes la séptima versión de Expolana, principal encuentro nacional del mundo del tejido que es organizado por revista Paula.

En más de 4 mil metros cuadrados, la feria reunió a más de 120 expositores, entre tiendas especializadas, distribuidores de lanas y tejedoras artesanales, quienes pusieron ante los miles de asistentes productos de moda y decoración confeccionados a mano, accesorios, diversos hilados, además de herramientas para tejer.

En la oportunidad, quince agrupaciones de artesanas usuarias de INDAP, que provienen desde el Altiplano hasta la Patagonia, participaron con el objetivo de mostrar sus productos a un público exigente en calidad, además de utilizar la instancia como una importante vitrina para darse a conocer en Santiago, generar nuevos contactos, establecer redes con empresas del rubro y potenciar la comercialización de sus productos.

Las emprendedoras rurales que estuvieron presentes, representaron a nueve regiones del país, pertenecientes a las asociaciones indígenas de Mujeres Aymaras (General Lagos), Suma Marka (Alto Camiña), Aymar Warmi (Colchane), San Enrique (Valparaíso), Manos del Pehuenche (San Clemente), Mujeres Rurales (Cauquenes), Relmu Witral (Cañete), Cooperativa Folil (Temuco), Wuitral Tu Mapu (Bulnes), Entrelazadas de Luma (Paillaco), Lanart (San José de la Mariquina), Hilanderas de Tenaún (Dalcahue), Tejedoras del Campo (Chonchi), Hilanderas de Orilla (Chaitén) y Virgen de la Covadonga (Punta Arenas).

En la cita expusieron productos como ovillos de lana, palillos, telares decorativos y productos hechos en fibra de alpaca, llama y oveja, como chalecos, mantas, pieceras, gorros, carteras, cojines, fajas, bufandas y otras prendas de vestir.

Ana maría Castro, presidenta de la agrupación Manos del Pehuenche explica que “nuestra agrupación la componen artesanas que trabajan en sus casas. En esta agrupación se hizo un rescate, que es el telar ojito que se estaba perdiendo. Había tres señoras viejitas que lo trabajaban y si no se rescataba esto se perdía. La técnica se le enseña a las personas más jóvenes para que sigan produciéndolo”.

Respecto a la Expolana, asegura que “faltan más de estas iniciativas porque hay personas artesanas que no están agrupadas y necesitan mostrar y vender sus cosas”. Además, revela que lo que más busca la gente es “el telar ojito y los chalecos”.

En la oportunidad, las usuarias de INDAP realizaron talleres de fibras camélidas (Aymar Marmi), urdiembre y trama de cordillera (Manos Pehuenches), sabiduría y color mapuches (Witral Tu Mapu) y accesorios y boinas (Virgen de la Covadonga) para el público asistente.

Otro de los atractivos de la feria fue el lanzamiento del libro Muñecos Tejidos a Crochet, con una selección de 15 proyectos inspirados en el mundo animal, siguiendo la tendencia del hágalo usted mismo, y la presencia del destacado diseñador nacional Gerardo Tyrer, quien confeccionó escultóricas piezas de lana en el especial de moda Máxima Expresión de Revista Paula, las que serán exhibidas en la feria.

Magali Leal fue una de las representantes de las Mujeres Rurales de Cauquenes. Ella explica que “nuestra asociación se compone de 28 talleres y cada taller tiene sus propias artesanas. Nuestros principales productos son la lana de oveja. Calcetines y polainas, y otros productos que se venden en otros lugares de Chile. Muchas veces se vende como el gorro chilote, pero en verdad fue hecho en la costa del Maule”.

Para ella, la Expolana “nos facilita la opción de mostrar las cosas que uno hace. Hay mucha gente a nivel país que no puede mostrar su trabajo. Lo ideal es que hubiese más iniciativas de difusión para que la gente conozca lo que se hace”.

En Expolana 2015 se desarrollaron también 20 talleres gratuitos, cuatro de los cuales fueron impartidos por las artesanas de INDAP: “Mundo aymara, reconocimiento de fibras camélidas”, por la Agrupación Aymar Marmi; “Urdiembre y trama de cordillera”, por Manos Pehuenches; “Manos mapuches: sabiduría y color”, por Witral Tu Mapu”, y “Boinas y accesorios”, por Virgen de la Covadonga.

Para Verónica Cárdenas representante de Chaitén fue un gran orgullo participar en el evento. “No somos muchas artesanas, porque estamos recién comenzando a darle vida a esto de la artesanía, porque nos están tomando en cuenta recién ahora, valorando nuestro trabajo de artesanos”, aseguró.

Además, explica que la Expolana, ”me parece una iniciativa muy linda, muy hermosa y estamos muy agradecidas de que nos hayan invitado. Imagínate que estamos al fin del mundo, desde Chaitén estamos aquí”.

En esa línea, destaca lo complejo y largo de la creación de sus productos. “El proceso es esquilar la oveja, hilar la lana, lavarla, es bastante trabajo. Producir un kilo de hilado demora alrededor de un mes de trabajo”.

Así, Expolana reunió a cerca de 20 mil visitantes, quienes pudieron ver y aprender sobre maravillosas técnicas y productos que son parte de nuestro Chile. Agrupaciones de mujeres que han logrado mantenerse en el tiempo a través de sus bellos trabajos que, sin lugar a dudas, aportan a valorar un poco más nuestras tradiciones.